Empresarios de a peso

Tener un empresa exitosa es muy complicado; requiere capital, talento y carácter, para soportar las embestidas del destino. Hoy el Covid-19 es una prueba para muchos emprendedores; hombres y mujeres de negocios que todos los días arriesgan su patrimonio haciendo empresa.

Esta crisis sin duda separará a los buenos empresarios de los empresarios de a peso; esos que solo ven por sus intereses, aun sea a costa de sus empleados, proveedores, gobierno y sus clientes.

Es cierto, las empresas dan empleo, pero no es como algunos “empresarios” lo quieren hacer ver; no le hacen un favor a nadie. Todas las empresas necesitan un recurso humano. Y ese recurso les da una retribución que día a día los hace más y más exitosos. Es cierto ellos pagan un sueldo, pero es su empleado quien hace crecer los proyectos, quien sustenta la producción, quien vigila y atiende los puntos de venta, quiene hace que el capital semilla de cada negocio germine y de utilidades.

Tampoco lo hacen por el país. Ningún hombre de negocios, tiene negocios para dar empleos, todos tienen negocios por que quieren multiplicar su capital, por que buscan hacer crecer su patrimonio. No son héroes, son empresarios y nada más. La prueba es que algunas de estas empresas pagan sueldos de miseria, la prueba es que hoy pueden incluso correr gente con la mano en la cintura, por que lo que menos les preocupa son sus trabajadores.

Una vez dicho esto, resulta curioso como son estos empresarios; los que se creen héroes del país; los que todos los días en pasados sexenios decían “depende de uno, echenle ganas”, los que gritan que AMLO, los está dejando solos. Son estos empresarios los que quieren que el país se endeude y que les exente de sus obligaciones fiscales en aras, dicen, de seguir sosteniendo los empleos que dan.

Son estos empresarios, acostumbrados a evadir impuestos, los que a gritos y sombrerazos, quieren tirar a Andrés Manuel. y amenazan con escenarios de catástrofe.

Reniegan del estado, lo ningunean. Reniegan de los programas sociales, llaman mantenidos a sus beneficiarios. Reniegan de políticas sociales, las llaman locuras e improvisaciones. Pero hoy estos empresarios de a peso, piden que el país les de a ellos, les resuelva, les exente, les preste, les regale, los rescate, los mime, los apapapache, los trate como los trataba el PAN o el PRI.

No queridos empresarios de papel. AMLO, no va a gobernar para sus intereses, gobierna para los de todos; aunque ustedes crean que más vale un pobre muerto de hambre a que su empresa reporte números más discretos este año.

El gobierno de México ayudará a los más pobre primero, por el bien de todos. Y luego a empresas pequeñas y medianas, que son las que más empleos brindan en el país.

Hoy los “grandes empresarios”, deberán demostrar que lo son.

Gerardo Ayala


Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s